lunes, 18 de mayo de 2009

Había días



“Había días que era feliz sin saber por qué. Feliz de estar viva y respirar. Días en los que todo su ser parecía fundirse con la luz del sol, los olores y la exuberante tibieza del sur. Entonces le gustaba pasear sola por lugares extraños y desconocidos. Descubrir rincones soleados en los que adormecerse y soñar. Y encontraba delicioso soñar y estar sola sin que nadie la molestara.

Había días en que era desgraciada sin saber tampoco por qué. Días en los que parecía no merecer la pena estar contenta o triste, viva o muerta, momentos en que la vida parecía un grotesco pandemoniun y la humanidad gusanos que se desvivían ciegamente hacia su inevitable aniquilamiento. En tales momentos no podía trabajar ni tejer las fantasías que aceleraban sus latidos y encendían su sangre”


Fragmento de la novela El despertar”, escrita por Kate Chopin.

Lugar: Niembro, Asturias, 2005
Autor foto: Ricardo Baticón

4 comentarios:

pati dijo...

Desconocía por completo a esta autora... Gracias por dejarme sus hermosas palabras. Me haré con alguna de sus novelas. Seguro ;)

Besos :)

Natacha dijo...

Así es la vida, luces y sombras... ¿no?
Asturias... preciosa, como siempre.
Un beso, cielo.
Natacha.

alas de vida dijo...

Así somos habiendo días en los que uno fluye con la vibración de universo y otros en los que muere en la oscuridad..
Besos

Ricardo Baticón dijo...

Buenas!

Hola Pati, me alegra mucho volverte a tener de comentarista por estos lares. Hermosa estrofa, verdad?... Un saludo.

Así es Natacha, luces y sobras... el día y la noche. Somos continuamente cambiantes, diferentes estados de ánimo... Así es la vida. Un abrazo.

Alas de vida, me gusta tu teoría... somos energía no?... y nos influye como dices la vibración del Universo... Chulo.

Gracias por dejar vuestras opiniones!!